Ampliación del albergue Base Crestones en el Chirripó ya está listo y...

Ampliación del albergue Base Crestones en el Chirripó ya está listo y fue inaugurado

Pérez Zeledón. En aras de seguir fortaleciendo el Parque Nacional Chirripó y llevar progreso a sus comunidades aledañas, se llevó a cabo la inauguración de varias obras de infraestructura con un costo superior a los ₡600 millones, cuyo objetivo es mejorar la experiencia de visitantes una vez que se dé la apertura del sitio bajo todas la medidas sanitarias y las condiciones de los funcionarios.

Entre las nuevas instalaciones  está el àrea para los funcionarios del SINAC. Incluye comedor, cocina, sala de estar, dormitorio, baño y oficina para los funcionarios con el fin de brindar mayor comodidad y bienestar físico, mental y social de las personas funcionarios durante la jornada laboral en la parte alta.

Además de la bodega para herramientas, con la finalidad brindar mayor protección a las herramientas se utilizan para la atención de amenazas como los incendios forestales.

Se suma a la lista,  enfermería para la atención oportuna de emergencias, área de estar para visitantes, con vista panorámica hacia los Crestones,  dormitorios y sala de estar para los concesionarios, un espacio concebido bajo la perspectiva de género, ya que  prevee habitaciones para hombres y mujeres.

Y la explanada del Bicentenario, un área de descanso con vista panorámica hacia los Crestones, Cerro Terbi y Cerro Pan de Azúcar, entre otros, en donde los visitantes cuenten con espacios cómodos de esparcimiento social para el disfrute del entorno.

La concreción de estas obras son el resultado de un esfuerzo desde el año 2014 en alianza entre lo público y lo privado desde las asociaciones de Arrieros, Guías y Porteadores, de Desarrollo Integral de San Gerardo de Rivas y la Cámara de Turismo Rural Comunitario del Chirripó, las cuales trabajaron en forma conjunta por medio del Consorcio Aguas Eternas.

Con el fin de disponer adecuadamente las aguas residuales que se generan por parte de los visitantes y funcionarios en el Albergue Base Crestones, se instaló una planta de tratamiento en el Parque Nacional Chirripó.

Se trata de un sistema BIONEST con capacidad para procesar cinco mil litros por día, utilizando parte de la infraestructura ya existente en el sitio e incorporando dos nuevos tanques como biorreactores biológicos y un tercer tanque como trampa de grasa principal.

Se trató de una inversión de 44 millones de colones para la construcción de la nueva planta de tratamiento de aguas residuales de los cuales ₡35 millones fueron aportados por la Asociación Costa Rica por Siempre mediante fondos del II Canje de Deuda por Naturaleza EE.UU. – Costa Rica, ₡3 por el Sistema Nacional de Áreas de Conservación (SINAC) y ₡6 millones por Pro Parques, organización encargada de ejecutar el proyecto.

El desarrollo de estas obras permite que el Parque Nacional Chirripó avance en la sostenibilidad energética mediante la producción y uso de energías limpias.