Monseñor Gabriel Enrique Montero fue dado de alta del Hospital San Juan de Dios

0
250

Pérez Zeledón. Este miércoles, el Obispo de la Diócesis de San Isidro de El General, Monseñor Gabriel Enrique Montero, fue dado de alta del Hospital San Juan de Dios, donde se mantenía internado.

Según precisan en la Diócesis, su estado de salud es favorable.

El Obispo fue trasladado a este hospital de la capital, para erradicar unos pequeños coágulos que se encontraban alojados en el pulmón, procedimiento que requería la intervención de especialistas.

En primer lugar, estuvo internado en el Hospital Escalante Pradilla donde fue tratado por una hemorragia, fruto del accidente que sufrió.

Este hecho se registró el domingo 12 de enero,  mientras realizaba un viaje de acción pastoral, tras entregar la parroquia Inmaculada Concepción de Boruca, a la altura de la Cuesta López en Buenos Aires, se salió de la vía pública y sufrió heridas importantes en tres costillas.

En la Diócesis piden a la población oraciones para la pronta recuperación del Obispo.