344 familias de la Región Brunca reciben ₡4.981 millones para financiar sus...

344 familias de la Región Brunca reciben ₡4.981 millones para financiar sus viviendas

0 207

Pérez Zeledón. Un total de 344 familias en situación de extrema necesidad de la Región Brunca ha recibido ¢4.981 millones en recursos del bono para la construcción de sus viviendas en los cantones de Coto Brus, Buenos Aires, Golfito y Pérez Zeledón.

El Banco Hipotecario (BANHVI) aprobó nueve proyectos habitacionales en la Región Brunca, de los cuales cuatro ya están habitados por las familias que se postularon al subsidio y cinco más se encuentran en su fase de construcción.

Dentro de los proyectos concluidos, se encuentran Kilómetro 20, ubicado en Golfito, habitado por 65 familias en situación de extrema necesidad. Fue entregado en diciembre anterior por el presidente de la República, Carlos Alvarado, y la inversión fue de ¢1.109 millones.

La población indígena, ampliamente arraigada en la Región Brunca, ha sido beneficiada con 231 viviendas, de las cuales 132 ya habitan sus casas, en poblados de los territorios Coto Brus (Ngöbe, etapa I), Salitre y en Curré (Rey Curré) de Buenos Aires de Puntarenas.

Las 99 viviendas restantes están en proceso constructivo, con diferentes porcentajes de avance. Se trata de la segunda etapa en Salitre (Buenos Aires) y en Ngöbe en Limoncito (Coto Brus); Boruca (Buenos Aires), y en Conte Burica (Golfito).

En construcción, se encuentran también el proyecto Lomas del Valle, en San Isidro de Pérez Zeledón. Esta urbanización está diseñada para resolver el problema habitacional a 48 familias. La inversión aprobada por el BANHVI para su desarrollo es de ¢969.7 millones.

En general, las viviendas entregadas o que se construyen en la Región Brunca constan de un aposento continuo de sala-comedor-cocina, corredor, baño, corredor y área de pilas, dos o tres cuartos, y cuentan con adaptaciones especiales para los casos de hogares con personas con discapacidad o adultos mayores.

En las obras ubicadas en los territorios indígenas, predomina la madera como el material de construcción de su predilección, así como la presencia de pilotes para asentar las casas.

Todas las construcciones están apegadas a las normas de calidad vigentes, como Código Sísmico, Código Nacional Eléctrico, Código de instalaciones hidráulicas, permisos ambientales, así como con la Directriz de Acabados para Viviendas de interés social, emitida por el Ministerio de Vivienda y Asentamientos Humanos (MIVAH), entre otras.