Escuela indígena de Rey Curré destacada por combinar la educación y la cultura ancestral

0
235

Tras el paso de la pandemia, el personal docente y administrativo de la escuela indígena de Rey Curré en Buenos, Aires, se propuso redoblar esfuerzos para ir recuperando la normalidad del ritmo y calidad del proceso educativo.

Se dedican a rescatar la educación general y a la vez, los elementos que caracterizan a la comunidad indígena local, trabajando arduamente en el rescate y fortalecimiento de la identidad cultural.

La primera escuela de Rey Curré data mediados de 1950 y era un rancho con techo de palma, paredes de madera y piso de tierra.

La actual construyó sus primeras aulas en 1997, por medio del aporte de los Países Bajos de Holanda, en coordinación con la Asociación Regional Aborigen del Dikés (ARADIQUES) y la Junta de Educación de la Escuela Indígena de Curré. El presupuesto estimado para esta infraestructura fue de un millón de colones.

El lote adquirido por la Junta de Educación de Curré fue de 2 hectáreas, el cual se divide en dos partes. Una hectárea para la infraestructura y otra hectárea para bosque, los cuales fueron reforestados gracias al aporte de ARADIQUES, quien donó los árboles a la zona.

La escuela de Rey Curré cuenta con seis aulas disponibles, un salón comedor y una caseta de seguridad en donde permanece el oficial durante las horas lectivas.

Aparte de las asignaturas ordinarias, se imparten clases de inglés, cultura brunca e idioma local.

Los estudiantes que vienen de otros lugares cuentan con servicio de transporte y en ello se brinda un guía que los acompaña, les atiende y les protege.

En esta escuela Indígena después del año dos mil en adelante, se ha venido desarrollando un proceso de enseñanza de la cultura indígena local y también del idioma ancestral.

Posee un gimnasio cuya construcción se empezó en el 2019 y desde entonces se ha invertido aproximadamente 25 millones de colones, sin que hasta el momento se haya podido atender la segunda parte de su construcción.

De acuerdo con su directora María Victoria Lázaro Ortiz, este 2023 año van con más fuerza a trabajar por los objetivos prioritarios que tiene pendiente la institución en beneficio de la comunidad estudiantil.